Un dúplex de espacios abiertos

Damon Liss es un interiorista y decorador neoyorquino, emprendedor y vocacional. Personalmente lo admiro mucho, por su estilo pero también por su trayectoria, porque creo que es uno de esos interioristas vocacionales, que se dedica a este negocio porque cree en la importancia de los espacios en los que las personas residen. Además, desde muy joven siempre ha dirigido su carrera de modo que ofreciera un servicio integral en este aspecto, no sólo diseño o decoración. Junto a su mujer tienen, además del estudio de interiorismo, una empresa de asesoría inmobiliaria, de modo que ofrecen a sus clientes la posibilidad de buscarles la mejor casa y después crearles el mejor diseño (mmm… ¿no os recuerda a algún programa de la tele?).

Tienen su sede en el barrio de Tribeca, en Nueva York, y es allí donde realizan la mayor parte de su trabajo, como excelentes conocedores del barrio que son.

Hace poco adquirieron una vivienda tras la que llevaban mucho tiempo, porque era donde soñaban con establecerse como familia. Tras una reforma de… ¡1 millón de dólares! (¡más de 700.000 €!) -eso es mucho, os garantizo que eso es muchísimo dinero para una reforma. Consiguieron hacer de ella la casa de sus sueños. Este es el resultado.

Damon-Liss-stairwell-by-Eric-PiaseckiOTTO

Crearon una amplia zona de entrada donde sólo había un pequeño recibidor con un armario ropero. Aunque a distintos niveles, desde esta entrada pueden visualizarse el resto de estancias públicas de la casa, como el salón, la cocina y el comedor.

Damon-Liss-living-room2-by-Eric-PiaseckiOTTO

La zona de estar la hicieron abierta, pero con tres ambientes diferenciados: una zona familiar, una espacio de librería y un área de tertulia. Como buenos neoyorquinos que son, querían espacios abiertos tipo loft, de modo que son los muebles los que marcan los ambientes, sin necesidad de dividir los espacios estructuralmente.

Damon-Liss-living-room3-by-Eric-PiaseckiOTTO

Para la librería crearon un conjunto a medida, con una librería de ebanistería empotrada y enmarcando todo el conjunto.

Damon-Liss-living-room-by-Eric-PiaseckiOTTO

El comedor es, según ellos, la estancia en la que más tiempo pasa la familia. Es donde las niñas pintan y donde cenan en familia. En toda la casa, es importante la presencia de las maderas naturales duras, como el roble o la teka.

Damon-Liss-dining-room-by-Eric-PiaseckiOTTO

Al lado del comedor, en un frente, se visualiza la cocina, abierta al espacio central a través de una barra con encimera de mármol, en la que se ha ubicado la zona de cocción. En la cocina se han utilizado tonos de la gama del gris, con pintura de pizarra y muebles lacados en gris.

Damon-Liss-kitchen-by-Eric-PiaseckiOTTO

Los dormitorios se encuentran en una planta inferior, tres en total: el principal y uno para cada niña, más una zona común de juegos.

Damon-Liss-master-bedroom-by-Eric-PiaseckiOTTO

En el dormitorio principal se ha conseguido un ambiente cálido y acogedor gracias a la estructura de cama revestida de lino, armarios tapizados y alfombras de seda. Mientras, los cuartos infantiles se han mantenido femeninos y alegres, pero con un cierto aire adulto.

Damon-Liss-powder-room-by-Eric-PiaseckiOTTO

¿Qué os parece esta casa?

No hay comentarios

Enviar comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.